En Florida cazan pitones por ser una especie invasora y una amenaza para la vida silvestre de la zona.

0
88

Las autoridades de Florida anunciaron este jueves el inicio de la competición Florida Python Challenge, con premios de hasta 2.500 dólares a las personas que capturen más pitones birmanas y cacen los ejemplares más grandes en los Everglades, la mayor área silvestre tropical de EE.UU.

El gobernador de Florida, Ron DeSantis, anunció la apertura de la inscripción para esta competencia abierta para profesionales y aficionados a cazar pitones birmanas, serpientes no nativas que se han adueñado del humedal.

El concurso se celebrará durante 10 días y se llevará a cabo del 5 al 14 de agosto de 2022 con el objetivo de eliminar al mayor número de estos reptiles que causan, según el gobernador, «estragos» en un ecosistema que es de los «más preciados del mundo».

Gracias a los esfuerzos del estado, desde hace años se ha cazado a un «número récord» de pitones invasoras de los Everglades, dijo el republicano, que ha hecho del cuidado de esta zona de humedales unos de los pilares de su política medioambiental.

Los participantes de la pasada edición de esta competencia eliminaron 223 pitones birmanas, más del doble del número que se eliminó en 2020.

Más de 600 personas de 25 estados se registraron en 2021 para participar en la competencia, para lo que solo es necesario registrarse y superar un test en internet tras recibir una breve capacitación en línea.

Estas serpientes constrictoras, que pueden superar los 6 metros de largo y los 100 kilos de peso, tienen un impacto negativo en las especies nativas, pues se alimentan de aves, mamíferos y otros reptiles.

Las pitones han hecho que en algunas áreas de los Everglades la población de mamíferos como ratones de campo, comadrejas, mapaches o conejos haya descendido hasta un 99 % y se teme que acabe con buena parte de la fauna salvaje de un ecosistema en el que se invierten millones de dólares para mantenerlo y protegerlo.

A pesar de que las autoridades estatales aseguran que se ha matado a más de 16.000 ejemplares desde el año 2000, su erradicación es compleja dado que una pitón birmana hembra puede poner de 50 a 100 huevos a la vez.

Con el objetivo de animar a los cazadores de estas serpientes se creó este concurso, que en la próxima edición entregará 2.500 dólares a profesionales y aficionados que capturen al mayor número de pitones y la misma cantidad a quien elimine al ejemplar más largo en ambas categorías.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here